Al menos una vez por semana hay que hacer una limpieza profunda de la casa.

Si bien se trata de una tarea engorrosa, es sumamente necesaria para librarse de las manchas, los malos olores y la acumulación de gérmenes dañinos para la salud.

De acuerdo con un estudio realizado por la Royal Society for Public Health de Reino Unido, la higiene desempeña un papel crucial en la prevención de la propagación de enfermedades infecciosas.

Además de la cuestión sanitaria, hay que reconocer que pocas cosas dan más placer que entrar a una casa limpia, resplandeciente y con aroma agradable.

La limpieza profunda de la casa es necesaria para librarse de las manchas, los malos olores y la acumulación de gérmenes.

Así que deja la pereza de lado, coloca una música estimulante a todo volumen, cálzate los guantes de látex y ¡pon manos a la obra!

Una buena organización evitará que pierdas tiempo

Hacer una limpieza profunda de la casa no es una tarea sencilla. Sin embargo todo es más fácil si cuentas con una buena organización.

Primero que nada revisa los productos de limpieza y asegúrate de tener todo lo necesario. Examina trapos, cepillos, escobas y paños para ver si aún están en buen estado o si necesitas reemplazarlos.

A la hora de limpiar utiliza productos ecológicos o naturales, ya que los industriales contienen agentes químicos perjudiciales para la salud.

También controla que los envases de detergentes, desinfectantes, quitamanchas, lustra muebles, limpia vidrios y agua sanitaria no estén semivacíos.

A la hora de limpiar utiliza productos ecológicos o naturales, como vinagre, bicarbonato, sal y limón, ya que los industriales contienen agentes químicos perjudiciales para la salud.

Un estudio realizado por el Departamento de Ciencias Clínicas de la Universidad de Bergen constató que las personas que usaron aerosoles de limpieza de forma regular tuvieron su función pulmonar reducida, así que trata de evitarlos.

Volviendo a la organización, realiza una lista de tareas anotando habitación por habitación cuáles son los trabajos que tienes que llevar a cabo. De esta manera ganarás tiempo y no te olvidarás de nada.

haciendo una lista de tareas

Para facilitar tu planificación, también consulta estos 12 hábitos de la gente con casas limpias.

Para una limpieza profunda de la casa comienza a limpiar siempre por arriba

Para hacer una limpieza profunda de la casa lo mejor es empezar siempre por arriba. Esto quiero decir que hay que arrancar con las superficies altas, luego seguir con los muebles y por último ocuparse del suelo.  

De esta manera evitarás tener que repetir la limpieza en las zonas en que la suciedad del techo, los ventiladores y las persianas caiga hacia abajo. 

A la hora de encarar esta tarea, no te olvides de los cuadros ni de los marcos de las ventanas y las puertas. Tampoco de las lámparas, cuyos restos de suciedad le quitarán luminosidad a tu hogar.

hombre-limpiando-el-polvo-de-una-lámpara

Utiliza un plumero para sacar el polvo y eliminar las telarañas. Para las bombillas y los interruptores usa papel de cocina con un poco de alcohol o amoníaco. Nunca emplees agua porque puede ser peligroso.

Para las ventanas utiliza un poco de vinagre blanco y papel de periódico, que no deja residuos y ni raya los cristales con el frotado. 

Cómo limpiar el baño

De acuerdo con una investigación sobre hábitos de higiene en el hogar realizada en conjunto por la Fundación de Estudios para la Salud y la Seguridad Social (FESS) y la Universidad de Barcelona, el inodoro es la zona con mayor carga bacteriana de la casa.

Además, los grifos, las bañeras, los cepillos de dientes y sus vasos también se encuentran entre los espacios con más gérmenes.

Para una limpieza profunda del baño comienza con las paredes. Te recomiendo que utilices productos especiales para este tipo de superficies para que queden relucientes y bien desinfectadas. Por ejemplo, aquí tienes una guía con los mejores limpiadores para azulejos.

Para el lavabo, el bidet, la ducha y la bañera prepara una solución de agua con bicarbonato y jugo de limón y pásala con un trapo húmedo.

mujer-limpiando-el-baño

En cuanto al inodoro, elimina las manchas de sarro con una esponja de metal humedecida en vinagre. Luego vierte un vaso de bebida cola en su interior y deja reposar por media hora. Pasado ese tiempo, frota el fondo y los bordes con una escobilla.

Por último, no olvides cambiar las toallas cada 3 ó 4 días. Existe una creencia de que estas no se ensucian porque se utilizan justo después del baño. Sin embargo, este es uno de los 18 errores típicos que hacen que tu casa sea un lugar insalubre.

Cómo limpiar la cocina

La cocina es, junto al baño, la parte de la casa que más suciedad acumula.

El fregadero, los estropajos, las tablas de cortar, los electrodomésticos y los cuchillos juntan todo tipo de gérmenes que, al estar en contacto con la comida, pueden causar infecciones estomacales.

La cocina es, junto al baño, la parte de la casa que más suciedad acumula.

Para comenzar una limpieza a fondo desenchufa y vacía la nevera, retira los cajones y lávalos individualmente con agua tibia y detergente. Luego sécalos con un paño y, en el interior, emplea una solución con bicarbonato de sodio y líquido antigrasa.

Para los electrodomésticos utiliza una esponja con agua tibia y detergente.

En tanto, para limpiar los drenajes vierte una taza de vinagre y usa cloro o amoníaco para tirar los restos de comida del fregadero.

Si el piso de la cocina tiene manchas o grasa adherida, consulta esta guía sobre cómo limpiar los suelos de baldosas de manera óptima.

Por último, remoja las esponjas y los estropajos en agua con limón y cámbialos con asiduidad.

Cómo limpiar el dormitorio

Una limpieza profunda del dormitorio es esencial para garantizar un descanso adecuado.

Como rutina habitual de higiene cambia las sábanas y las fundas de las almohadas una vez por semana y gira y desinfecta el colchón una vez al mes para evitar alergias y problemas en la piel. Si no sabes cómo hacerlo, consulta nuestros consejos sobre cómo desinfectar un colchón.

Una limpieza profunda del dormitorio es esencial para garantizar un descanso adecuado.

También utiliza protectores especiales para la ropa de cama y abre las persianas y las ventanas cada vez que puedas para ventilar la habitación.

En cuanto a las estanterías y armarios, vacíalos y límpialos con agua tibia y detergente. Una vez que estén secos, vuelve a colocar la ropa pero antes asegúrate de quitarle el polvo.

Para la mesita de noche y otros muebles emplea un paño de microfibra. Estos son ideales para lavar, secar y pulir sin dejar pelusas ni rayones. Consulta los mejores paños de microfibra en esta guía de compra.

Por último, utiliza una aspiradora para eliminar parásitos, pelos, restos de piel y otros residuos de la cama y las almohadas, como lo son las aspiradoras antiácaros.

Debes elegir la aspiradora que más te convenga según el uso que le vayas a dar: aspiradoras de mano para una limpieza rápida, aspiradores de cenizas para la chimenea, aspiradores escoba para llegar a cualquier rincón de la habitación o las potentes y multifuncionales aspiradoras sin bolsa para el dormitorio y toda la casa.

Cómo limpiar la sala

En la sala acostúmbrate a levantar, retirar y lavar los platos una vez que termines de desayunar, almorzar o cenar. Luego usa una toallita húmeda para limpiar mesas, sillas y muebles.

En la sala utiliza una toallita húmeda para limpiar mesas, sillas y muebles.

Para los sofás y tapizados utiliza una aspiradora y, si tienen manchas, pasa un paño con una solución de vinagre y bicarbonato.

Para el suelo lo mejor es emplear una mopa a vapor. Estos electrodomésticos te ofrecen una limpieza rápida sin necesidad de detergentes y sin dañar tus manos.

Además de barrer y abrillantar los pisos, el vapor esteriliza y mata todo tipo de bacterias y reduce el tiempo de secado. Si no estás familiarizado con estos instrumentos, te invito a aprender a limpiar el suelo de forma eficiente con una mopa de vapor en 5 pasos.

En caso de que quieras adquirir una, consulta nuestra guía de compra con las mejores mopas a vapor. Si en cambio estás buscando una vaporeta, accede a una tabla comparativa de las 5 mejores del mercado.

Estos productos son indispensable para las personas que sufren algún tipo de alergia ya que eliminan el polvo y los ácaros de una forma fácil y definitiva.

Últimos consejos para una limpieza profunda

Para finalizar la limpieza de tu hogar, también ten en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Aspira las alfombras de toda la casa al menos una vez por semana, ya que son un espacio que junta mucho polvo y parásitos.
  • Si tienes poco tiempo para la limpieza, te recomiendo los robots aspiradoras. Estos electrodomésticos se mueven por toda la casa sin que tengas que estar detrás de ellos y se adaptan fácilmente a todas las superficies. Mis preferidos son los modelos de la marca Xiaomi. Para conocerlos consulta esta guía detallada para comprar el mejor robot aspiradora del 2020.
Los robots aspiradoras son ideales para limpiar la casa cuando no tienes tiempo.
  • Limpia y desinfecta los cubos de basura al menos una vez por semana.
  • Cada vez que entres a tu casa quítate los zapatos ya que los mismos cargan bacterias y suciedad de la calle.
  • Limpia las salidas de aires acondicionados y ventiladores.
  • No juntes cosas sin necesidad. Deshazte de los trastos y ropa que no uses, los cuales ocupan espacio y juntan suciedad.
  • Suma a tus hijos pequeños a las tareas de limpieza para hacerlas más divertidas y que se familiaricen con los hábitos higiénicos.
niña-ayudando-a-su-padre-en-la-limpieza-profunda-de-la-casa
  • Elimina los olores colocando una mezcla de vinagre de manzana y agua en un aromatizador.

¡Siguiendo todos estos consejos te aseguro que tu casa va a quedar impecable!

Si igual quieres conocer más trucos de limpieza, te invito a leer este check list para limpiar tu hogar en Navidad y ocasiones especiales.

Escribe un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy