Las placas de inducción son una opción práctica y segura para los que quieren cocinar de una forma más rápida y ecológica y sin tener que preocuparse por los riesgos de utilizar gas.

Estas cocinas solo requieren de una conexión a la corriente eléctrica y también hay modelos portátiles como los de esta comparativa que son ideales para viajes y excursiones.

Sin embargo, tras adquirir uno de estos equipos surge la duda sobre qué sartenes usar de inducción, ya que muchas no son compatibles. Para que funcionen los utensilios empleados deben contener material ferromagnético en su base.

Esto va tanto para las sartenes como para las rustideras o cualquier otro elemento que quieras utilizar en estas cocinas.

La parte magnética, al entrar en contacto con la placa, hace que el calor se produzca de manera directa en los recipientes, lo que provoca que consuman menos energía y sean más fáciles de limpiar.

Qué debes tener en cuenta al comprar una sartén para inducción

Si quieres comprar sartenes buenas para inducción, además de que sean compatibles con este tipo de cocinas presta especial atención a los siguientes aspectos.

1) El material del que están hechas

Ya sabes que las sartenes antiadherentes de inducción deben contar con base ferromagnética. En cuanto a los materiales del cuerpo, hay:

Sartenes de aluminio

Sobresalen por su ligereza, lo que las hace muy manejables y fáciles de limpiar. Además tienen un buen precio, aunque necesitan de una capa antiadherente para que los alimentos no se peguen y en general duran menos que las realizadas en otros materiales más resistentes.

Sartén de aluminio al elegir una buena sartén para una cocina de inducción

Sartenes de acero inoxidable

Son económicas, no se oxidan, permiten su uso a altas temperaturas sin inconvenientes y cuentan con una superficie sólida que no se desgasta. Sin embargo no son buenas conductoras del calor, por lo que este no se reparte de manera homogénea por toda la superficie.

Sartenes de cerámica

Estos modelos incluyen una base de acero inoxidable que genera el efecto electromagnético. Son económicas y poseen una anti adherencia aceptable, aunque se deterioran con rapidez y hay que cambiarlas con frecuencia.

Sartén de cerámica

Sartenes de hierro fundido

Tienen una buena resistencia, soportan bien las altas temperaturas y reparten el calor de manera uniforme.

Además son de las más seguras para la alimentación, ya que no desprenden sustancias tóxicas durante su uso. Si este es un tema que te preocupa no te pierdas este artículo donde hablo sobre cuál es el mejor material para sartenes saludable.

Como contra son un poco pesadas, necesitan curarse y requieren de un mayor mantenimiento para evitar que se oxiden.

Las sartenes de titanio

Las sartenes de titanio para inducción se destacan por su gran poder antiadherente y por ofrecen un calor uniforme por toda la superficie. Son muy duraderas y, al reducir la necesidad de utilizar aceite, permiten comer más sano.

Como desventaja tienen un coste mayor, aunque por sus características y larga vida útil bien valen la inversión. Para saber más sobre estos modelos visita esta comparativa de las mejores sartenes de titanio a la venta.

Sartén de titanio

En todos los casos asegúrate de que el producto elegido esté libre de PFOA y PTFE para evitar problemas de toxicidad.

2) El tamaño y el peso

En función del uso que vayas a darle necesitarás modelos de mayor o menor tamaño. En general las sartenes de inducción pequeñas tienen un diámetro de abertura de entre 18 y 22 centímetros y son ideales para elaborar salsas o huevos fritos y freír croquetas, rosquillas y buñuelos.

En cambio las grandes varían entre los 28 y los 32 centímetros y son perfectas para cocinar carnes, pescados y pollos a la plancha o freír patatas.

Sartenes de diferentes tamaños

A su vez las dimensiones también influyen en el peso del producto. Lo ideal es que la sartén no sea ni muy ligera ni muy pesada para que mantenga un buen equilibrio. Te recomiendo las que pesen entre 600 gramos y 1,3 kilos.

Como ya te comenté, las de aluminio son las más ligeras y las de hierro fundido las más pesadas.

En cuanto a la forma, además de los modelos tradicionales hay diseños para creps, con formas para tortitas o tipo wok que pueden serte útil si la necesitas para trabajos específicos.

3) El mango

Este debe ser ergonómico para proporcionar un buen agarre y aislante para evitar que te queme. Una buena opción son los de silicona o baquelita, que no resbalan. Por su parte, los de acero inoxidable son muy resistentes, pero en algunos casos calientan con el uso.

Además hay sartenes de inducción con mango desmontable, lo que facilita su almacenaje y permite usarlas en el horno y darles un acabado gratinado a las recetas utilizando un soplete de cocina.

Sartén de cocina

4) La capa antiadherente

El revestimiento antiadherente evita que los alimentos se peguen a la sartén mientras cocinas sin necesidad de colocar aceite o utilizando muy poco. Cuantas más capas tenga, mejor.

En cuanto al material, las de teflón son las más económicas pero se rayan con facilidad y pueden ser tóxicas. Las mejores son las de titanio o granito, que duran más y ofrecen una buena distribución del calor. Por su parte, las de cerámica son menos eficientes y se dañan con facilidad.

Sartén sin antiadherente

Además también hay sartenes que no incluyen antiadherentes. Algunos chefs las prefieren para cocinar determinados alimentos a altas temperaturas, como carnes y pescados, ya que conservan mejor el sabor, aunque requieren de un trabajo de aprendizaje para que los alimentos no se peguen.

5) La temperatura soportada

Elige una sartén que resista como mínimo 250 °C de calor. Las que aceptan temperaturas altas tienen la ventaja de que también son aptas para el horno.

Sarten antiadherente

Por otro lado, algunos modelos poseen un indicador que cambia de color al alcanzar los 180° C, la temperatura ideal para empezar a cocinar los alimentos. Esto es muy útil para los chefs principiantes.

6) El precio de las sartenes para inducción ¿Son caras?

El coste de una sartén para inducción varía entre los 20 y los 50 euros en función de su tamaño y materiales. Además es posible comprar sets con 2 o 3 equipos de diferentes dimensiones, por ejemplo de 20, 24 y 28 centímetros, con precios más accesibles.


Ahora que ya sabes cómo elegir una buena sartén para una cocina de inducción, es hora de que tengas la tuya en casa: no te pierdas mi selección de sartenes de inducción en esta comparativa donde incluyo un análisis a fondo de cada modelo y recomendaciones de compra para cada necesidad y presupuesto.


FAQ (Preguntas frecuentes)

¿Tienes más dudas sobre las sartenes antiadherentes de inducción? Aquí tienes mi recopilación de preguntas frecuentes respondidas.

¿Cómo saber si una sartén vale para inducción?

Una manera sencilla de saber si una sartén es apta para este tipo de placas consiste en acercar un imán a la base. Si se pega es porque sirve para inducción.

¿Qué sartenes puedo usar en una placa de inducción?

Puedes utilizar cualquier sartén cuya base contenga material ferromagnético. En las especificaciones los modelos suelen indicar si son aptos para este tipo de placas.

Por el contrario, entre los materiales a evitar en las sartenes de inducción están aquellas con un contenido bajo en hierro o que en la base solo tengan cerámica, vidrio, aluminio o cobre.

¿Las sartenes de hierro fundido valen para inducción?

Sí, siempre que su base sea ferromagnética.

¿Qué cuidados necesita una sartén de inducción?

Estas sartenes deben lavarse tras cada uso para eliminar los restos de comida. Para ello espera a que se enfríe, utiliza una esponja con agua caliente y jabón y sécala con un paño suave. Evita el empleo del lavavajillas, estropajos y detergentes abrasivos ya que deterioran su anti adherencia.

Además usa cucharas y espátulas de silicona o madera para mover los alimentos en lugar de las de metal, que no o rayan su base.

También evita someterlas a cambios bruscos de temperatura, como ponerlas bajo el agua fría cuando todavía están calientes. Por último, si vas a guardar tus sartenes apiladas, coloca un protector entre ellas para que no se dañen.

Escribe un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy