Los catadores reconocen la calidad del vino al instante con solo mirarlo, percibir su aroma y tomar un par de tragos.

Pero ¿cómo lo hacen? ¿tienen un paladar y un olfato superior al de los demás seres humanos?

La verdad es que no, solo tienen estos sentidos más entrenados que quienes no se dedican a la cata de vinos.

Después de todo ¿qué es catar un vino? pues valorarlo en aspecto, olor y sabor.

Así que si quieres convertirte en catador, en este artículo verás los pasos para catar un vino usados por los más expertos catadores y, cuando termines de leer, ya tendrás claro cómo saber si un vino es bueno o no.

Cómo catar un vino paso a paso

Para reconocer la calidad de un vino hay pasos que debes seguir antes y durante y después de la degustación.

Prepara tu paladar

Si has fumado, ingerido comidas con muchos condimentos o si acabas de lavarte los dientes y tienes aún la sensación a menta o hierbabuena de la pasta dental, no percibirás bien los sabores del vino.

Si vas una cata tu paladar debe estar lo más receptivo posible y si sientes que tienes sabores fuertes en tu boca, comer un poco de pan blanco o tomar agua natural te ayudará a equilibrar tu sentido del gusto antes de la degustación.

Copas adecuadas

Es importante que viertas el vino en copas de cristal como las que puedes ver en esta selección de las mejores copas de vino y evitar aquellas oscuras o talladas ya que no permiten una buena apreciación del color del vino.

preparado para catar un vino

Ahora bien, además del material debes mirar la forma de la copa dependiendo si vas a catar vino tinto o vino blanco:

  • Para el vino tinto, la copa debe ser ancha de cuerpo y boca para que haya una mejor oxigenación y se “despierten” todos los aromas que han permanecido “dormidos” en la botella sobre todo si has tenido la botella guardada por mucho tiempo en tu vinoteca.
  • Pero si se trata de cómo catar un vino blanco, entonces el diámetro de la copa debe ser menor de modo que la acidez y la frescura se concentre mejor.

Así que la pregunta “cómo saber catar un vino” comienza con la buena elección de la copa de degustación.

Mirar y olfatear

Antes de probar el vino debes moverlo un poco en la copa y verificar que sus matices sean violáceos, rojizos, purpuras, entre otras tonalidades similares   propias de la uva. También observa que el líquido sea vivo y brillante.

Ahora si se trata de vino blanco observa que este sea lo más transparente posible. Un truco sencillo es poner tras la copa una servilleta blanca o un trozo de tela pues si hay residuos u opacidades serán más visibles con este contraste.

Después debes olfatear y si el vino está en buen estado debes percibir aromas a maderas, frutos rojos y negros, uvas, chocolates, tabacos e incluso a frutos cítricos.

Estos últimos son los más característicos en el vino blanco junto con su frescura.

Probar 2 sorbos

Cuando llega la hora de probar debes dar un pequeño sorbo antes para “envinar tu paladar” y familiarizar tu saliva y papilas gustativas con el sabor.

Tras unos segundos del primer sorbo, haz el segundo sorbo y allí podrás apreciar los sabores correspondientes a los olores.

Es decir, puedes sentir la aspereza de los sabores amaderados, la frescura de los cítricos y la dulzura de alguno de los frutos negros y rojos.

Y si se trata del vino blanco, lo común es que percibas un toque agradable de acidez, frescura y matices herbáceos.

En sí, debe haber una correspondencia entre los olores percibidos y los sabores degustados para determinar parte de la calidad del vino.

hombre catando una copa de vino

Tiempo de permanencia del sabor

Hay vinos cuyo sabor es más persistente en el paladar que otros por lo que debes estar atento a ese momento después del sorbo para determinar tanto su calidad como su edad.

  • Si el sabor permanece en tu paladar durante unos 7 o 10 segundos entonces se trata de un vino joven.
  • Si se queda el sabor en tu boca por más de 10 segundos llegando incluso a 1 minuto entonces se trata de un vino de reserva.

Si el sabor permanece solo un par de segundos o se esfuma apenas has tragado el vino quiere decir que es un vino corto, de poco impacto y personalidad.

Por lo general, mientras más tiempo permanezca el sabor del vino en tu paladar, mejor es la calidad del vino en cuestión y este es uno de los indicadores más claros si te preguntas cómo catar un buen vino.

Y una vez terminada la degustación, si no vas a consumir todo el vino que queda en la botella de una vez, te sugiero ver estos consejos para que sepas cómo conservar una botella de vino después de abierta.

Términos para calificar el vino que acabas de catar

Ahora que ya sabes cómo se cata un vino tinto o blanco es necesario que aprendas unos términos descriptivos.

Así si estás acompañado podrás comentarle con las palabras adecuadas a las demás personas que te ha parecido el vino.

  • Angulares: Son aquellos cuyo sabor impacta a zonas específicas de la boca y no en todas.
  • Aterciopelados: Describen los sabores suaves que deja el vino después de tomarlo.
  • Firmes: El sabor suele ser consistente y dejar la boca un poco seca después de tomarlo.
  • Minerales: Así se describen los vinos que no tienen sabor a flores, hierbas o frutas.
  • Vivos: Son los vinos de sabores afrutados, frescos e incluso dulzones.
  • Terroso: Son vinos cuyos aromas y sabores son complejos de definir pues parecen estar todos mezclados. Por lo general, son desagradables.

Ahora ya sabes cómo se cata un vino y conoces algunos términos usados por los catadores para describir tus impresiones.

Y como último consejo: todo buen catador que se jacte de serlo lleva siempre consigo un sacacorchos automático como los que aparecen en esta selección de los mejores sacacorchos eléctricos o uno manual.  

Si no sabes cuál es el más conveniente para ti, en este enlace sobre los tipos de sacacorchos puedes ver las ventajas y desventajas de cada tipo. Así podrás elegir el adecuado y hacerte con uno que te acompañe a todas tus catas.

Escribe un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy