En las grandes ciudades, la calidad del aire es considerada como la peor de todas, debido a los altos niveles de contaminación presentes en él.

El exceso de dióxido de carbono es capaz de afectar las actividades diarias, pues en altas concentraciones, impide el buen descanso y la concentración, ocasionando: mareos, dolores de cabeza y fatiga.

Es por esa razón, que muchas personas deciden mudarse a las afueras de la ciudad, donde se puede respirar el aire puro del campo o del mar.

mujer-respirando-aire-puro

Sin embargo, esta no es la solución definitiva para tener una buena calidad de aire.

Se ha demostrado a través de diversos estudios, que la calidad del aire es 5 veces peor dentro de casa.

La razón detrás de esto, es la cantidad de compuestos químicos que son utilizados para realizar la limpieza en el hogar, así como el aire del exterior que se encierra dentro de casa, junto a la humedad, el moho y otras bacterias. El conjunto de todos estos compuestos, son los que perjudican el aire en casa.

Calidad del aire en tu casa

Para que conozcas más al respecto, aquí te contaré cuáles son los factores más comunes que desmejoran la calidad del aire.

Químicos que afectan a la calidad del aire: Volatile Organic Compounds o VOC

Los Compuestos Orgánicos Volátiles (también llamados VOC por sus siglas en inglés), son elementos corrosivos que provienen, en gran parte, de la combustión de la gasolina, gases naturales o de la madera.

Si bien se encuentran de forma natural en el ambiente, también están presentes en las actividades que se realizan dentro de casa.

Al limpiar con algún desinfectante, pulir la madera, pintar las paredes e, incluso, quitar el esmalte de las uñas, es posible que se emitan ciertos vapores con VOC que perjudican la calidad del aire.

Químicos que afectan la calidad del aire en tu casa

La cosa empeora aún más, cuando estos compuestos se mezclan con otros gases como los que emiten los vehículos (nitrógeno, hidrógeno o azufre, por ejemplo).

Cuando estos gases están encerrados dentro de casa, se produce un efecto parecido al smog de las grandes ciudades, pero que resulta aún más perjudicial para la salud.

Entre los VOC que más se utilizan en el hogar, están los siguientes:

Acetona

Se encuentra presente en el quitaesmalte, así como en algunos barnices, plásticos y productos de higiene personal.

Si bien es un elemento que también se presenta de forma natural en el cuerpo, si se concentra en grandes cantidades, puede generar daños en el sistema respiratorio.

Es un elemento que se evapora rápido y cuyo olor te podría resultar agradable, a diferencia de otros gases. Sin embargo, se puede mantener durante mucho tiempo en las habitaciones, afectando la calidad del aire.

Benceno

Este compuesto entra en la categoría de los VOC Artificiales, como uno de los 20 más usados en la industria del plástico y los detergentes. También es conocido como un aditivo presente en la gasolina.

En casa, está presente en algunos plásticos, desinfectantes y en encendedores recargables.

El vapor que produce, puede generar dolores de cabeza, mareos, nauseas y desmayos, si se concentra en cantidades elevadas.

Formaldehido

El Formaldehido es un compuesto que tiene diversos usos a nivel industrial (para el tratamiento de maderas, como bactericida y conservante).

Se puede encontrar en el mantenimiento de los pisos de madera, muebles o techos, por lo que es común que se concentre dentro de casa.

El peligro detrás de este compuesto, es que puede ocasionar diversas irritaciones en las vías respiratorias, así como diferentes molestias en todo el sistema respiratorio.

Polvo y alérgenos

El polvo, la tierra, los ácaros y cualquier partícula de suciedad presente en el aire, puede concentrarse dentro de casa y ocasionar daños a la salud.

En la primavera, el polen de las flores puede desmejorar la calidad del aire, mientras en invierno u otoño, la humedad y el moho se encargan de volver más pesado el aire.

Cuando estos elementos se acumulan en el interior, pueden resultar mucho más molestos que fuera de casa. Esto resulta perjudicial para quienes sufren de alergias a todos estos elementos.

El polen y los ácaros afectan la calidad del aire en tu casa

Los ácaros, en especial, tienden a acumularse dentro de casa. Lugares como el sofá, la cama y las cortinas, se llenan de estos pequeños animales.

Para combatirlos puedes invertir en alguna de estas aspiradoras anti ácaros: verás cómo notas que la alergia va a menos si eres alérgico.

Al menos 20 millones de personas son alérgicas a los ácaros, que prefieren vivir en el interior de las casas, dónde pueden reproducirse y habitar sin problemas.

Dióxido de carbono (CO2)

El CO2 es un gas necesario para la vida en el planeta, pero que se ha convertido en un gran contaminante, debido a las altas concentraciones en las que se encuentra en el ambiente.

Todos los días, este gas se acumula en la atmósfera, producto de las emisiones de humo que generan las industrias, las empresas y los coches.

Las emisiones de humo afectan la calidad de aire en tu casa.

Pero no sólo está en la atmósfera, sino que también se encuentra dentro de casa.

Al unirse con los VOC que pueden estar presentes en el interior del hogar, hace que el aire resulte molesto para las vías respiratorias.

Es por eso que, quienes viven en un ambiente rico en dióxido de carbono, son más propensas a sufrir alguna infección respiratoria.

Humedad

La humedad es esencial para la proliferación de los ácaros, hongos y el moho dentro de casa.

En las épocas donde los niveles de humedad son elevados, la calidad del aire disminuye por completo.

Cuando los niveles de humedad son elevados, la calidad del aire disminuye por completo.

Es por eso que muchas personas sufren de alergias durante el otoño y el invierno, cuando pasan mucho más tiempo dentro de casa.

Temperatura

La calidad del aire en casa, depende mucho de los niveles de temperatura en el interior de las viviendas. Esto se debe a que la temperatura influye en la aparición de todos los factores que desmejoran la calidad del aire.

  • Cuando las temperaturas descienden, se puede originar la humedad en las paredes y, con ella, la proliferación de hongos y moho en el interior de la casa.
  • Por el contrario, cuando las temperaturas son elevadas, las partículas de polvo tienen un mayor movimiento en el aire, así como otras sustancias alérgenas.

Sin lugar a dudas, existen muchas razones por las que la calidad del aire puede ser peor dentro de casa.

Una solución que te ayudará bastante es el uso de un purificador de aire.

Un purificador de aire te ayudará a mejorar la calidad de aire de tu casa

Si quieres saber más sobre estos aparatos, te aconsejo que visites esta completa guía de compra sobre los mejores purificadores de aire que hay a la venta. Seguro encuentras el adecuado para tu casa y tu bolsillo. Invierte en salud!

Por eso, resulta fundamental tener todos estos factores en cuenta, si deseas disfrutar de una mejor calidad de aire en tu hogar.

Escribe un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy