Nadie se salva del polvo y por lo tanto nadie se salva de los ácaros del polvo. Están en todos los hogares, en especial en donde hay mascotas. Por eso se considera una de las principales razones para comprar un purificador de aire.

El polvo con ácaros se encuentra en todas las casas

Pero no basta con eso, son varios los pasos que tienes que seguir para asegurarte de reducir al mínimo la cantidad de ácaros en tu hogar y así lograr, en consecuencia, reducir las alergias en casa producidas por esos bichitos microscópicos.

Aquí te cuento un poco por qué es tan importante combatir a los ácaros y una lista de 5 pasos para lograrlo de manera rápida.

¿Por qué debo eliminar los ácaros del polvo en mi hogar?

Los ácaros del polvo son la especie de ácaros más inofensiva, ya que no transmiten enfermedades o producen plagas como otras especies de ácaros. Pero para cualquier persona sensible a las alergias, los ácaros se convierten en un tremendo malestar cuando se multiplican en el hogar.

En este artículo de datos sobre las alergias explican cómo la presencia de ácaros empeora los síntomas de cualquier afección respiratoria, como el asma o la rinitis.

eliminar los ácaros del polvo que producen alergias

¿Pero no basta si limpio con frecuencia mi casa? No para los ácaros. Por su tamaño tan minúsculo son muy resistentes a muchos métodos de limpieza. Como dice en esta guía sobre los ácaros del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales de España, los ácaros ofrecen gran resistencia a condiciones desfavorables, a la fumigación con insecticida, e incluso pueden llegar a resistir varios meses sin alimento.

Eso sí, una vez reducidos los ácaros, si empleas estrictos hábitos de limpieza en el hogar puedes prevenir que vuelvan a multiplicarse.

cómo eliminar los ácaros del polvo

¿Y en serio están en todas partes? Sí, por desgracia. En esa misma guía advierten que la especie de ácaros del polvo está muy presente en Andalucía, Baleares, Canarias, Castilla-León, Cataluña, Galicia y La Rioja, pero que en general proliferan en cualquier espacio donde haya humedad, y que sus lugares favoritos son los colchones, almohadas, alfombras y todo tipo de textiles.

Reduce al máximo los ácaros de tu casa en estos 5 pasos

1. Aspira y saca los colchones al sol con regularidad

Los colchones son el sitio predilecto para los ácaros.

Aspirar los colchones elimina la gran mayoría de los ácaros del polvo

Tienen una temperatura tibia y agradable, absorben la humedad del ambiente, y con el paso del tiempo van acumulando piel muerta, caspa y otros residuos corporales de los cuales se alimentan estos arácnidos.

La solución tradicional es sacar el colchón al sol. El sol elimina la humedad y mata tanto a las bacterias como a la mayoría de los ácaros.

Sacar el colchón al sol para matar a los ácaros del polvo

Pero hay casos en que sacar el colchón al sol no es una opción. Por ejemplo, si vives en un apartamento, o si tienes un pesado colchón ortopédico. Para esos casos (o tan simple como querer una solución rápida y sin complicaciones) te recomiendo usar una aspiradora antiácaros para colchones.

Las aspiradoras de colchones emiten aire caliente para eliminar la humedad, y tienen una gran potencia para aspirar todas las partículas alojadas entre las fibras, tanto a los ácaros como los residuos de piel o caspa que les sirven de alimento. Los mejores modelos incluso incluyen una lámpara de luz UV para hacer la misma función que el sol: exterminar todos los bichitos y bacterias.

2. Saca a las mascotas de tu habitación

Créeme, sé lo que se siente adorar a la mascota como si fuera un hijo, tengo dos perritos y una gata y quiero tener su compañía todo el tiempo. Pero por desgracia dormir en el mismo espacio que tus mascotas es nocivo para la salud.

Los gatos y perros colaboran con la presencia de ácaros si los dejas dormir en tu cama

No te servirá de nada sacar tu colchón al sol o pasarle la aspiradora si al rato se sube el perro a la cama. Tu mascota volverá a contaminar el colchón con el tipo de caspa, piel vieja y saliva que tanto le gustan a los ácaros para sobrevivir, sin mencionar que si tus animalitos tienen pelo abundante es muy probable que carguen encima sus propios ácaros.

Acostumbra a tus mascotas a dormir en su propia cama y evita tanto a los ácaros como alergias en la piel que te puedan surgir a largo plazo.  

3. Aspira las alfombras con una aspiradora que tenga filtro hepa

Seguro aspiras tus alfombras con regularidad, pero ¿la aspiradora que usas tiene filtro hepa?

La Aspiradora de mano PUPPYOO A9 incluye filtro hepa que retiene los ácaros.

Si la respuesta es “no”, entonces el trabajo de aspirado que has hecho ha sido inútil para eliminar los ácaros.

Los ácaros miden entre 0,2 y 0,5 mm. Ni siquiera son perceptibles para el ojo humano, y no se quedan atascados en los filtros comunes de las aspiradoras, por lo que vuelven a salir apenas la aspiradora libera el aire, y caen de nuevo en la alfombra, como si no hubieras hecho nada.

Los ácaros de polvo son microscópicos y sólo pueden ser atrapados en el filtro HEPA
Los ácaros de polvo son microscópicos y sólo pueden ser atrapados en el filtro HEPA

He allí la importancia del filtro hepa, el cual atrapa partículas incluso más pequeñas que los ácaros. Así que es imprescindible contar con una aspiradora que tenga este tipo de filtro y haga bien su trabajo.

4. Reduce la humedad de la casa

Como explican en la guía sobre ácaros del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales de España, si en tu hogar hay al menos un 55% de humedad, ya se encuentra en condiciones ambientales óptimas para el crecimiento y desarrollo de los ácaros.

La humedad colabora con la proliferación de los ácaros del polvo

Las regiones de España más vulnerables a la proliferación de ácaros por humedad son las zonas costeras del Cantábrico y del Mediterráneo, pero cuando entran las épocas de lluvia cualquier zona está en riesgo.

Para contrarrestar esto, consigue un buen deshumidificador, y así también previenes otros alérgenos relacionados con la humedad, como el moho.

5. Purifica el aire

Antes de caer en las superficies el polvo está flotando en el aire, y los ácaros están en el polvo, así que tu hogar no estará por completo libre de ácaros hasta que te encargues de purificar también el aire.

Los purificadores de aire atrapan los ácaros del polvo que se encuentran flotando en el ambiente

La única manera de atrapar esos ácaros flotantes y cualquier otro residuo microscópico es con un purificador de aire. Estos aparatos tienen entre 3 y 4 tipos distintos de filtros, incluyendo el filtro hepa que te mencioné antes, por lo que no hay partícula que se escape de su aspirado.  


Si sigues presentando síntomas alérgicos después de llevar a cabo estos 5 pasos, entonces puedes tener un problema un poco más grave que los ácaros.

Es probable que la calidad del aire en tu casa se haya desmejorado con otro tipo de bacterias o partículas, que pueden proceder de distintas fuentes, incluso los remanentes de los desinfectantes o pinturas que utilizamos de manera común para las labores domésticas.

Si tienes contaminación del aire en el hogar la solución es un ozonizador

Si quieres eliminar cualquier tipo de contaminante es mejor salir de riesgos con un ozonizador. ¡El ozono incluso elimina los olores que quedan del tabaco o de la cocina! Con ese aparato ya te quitas un dolor de cabeza de encima, ¡literal!

Escribe un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy