¿Quieres saber más sobre la técnica del brushing?

Todas soñamos con salir de casa con el cabello liso, perfecto y bien peinado. El pelo liso ofrece una apariencia prolija y bien cuidada pero, sin importar la textura natural del cabello, hay melenas que se niegan a ser domadas.

Para ellas se han creado técnicas destinadas a hacer que cada pelo quede en su lugar: alisado japonés, baños de keratina y el uso de herramientas de calor como planchas para el pelo y secadoras.

chica-con-melena-lisa-gracias-a-la-técnica-del-brushing

Hay quienes se arriesgan a hacerse un alisado permanente, pero somos más las que preferimos la versatilidad que te da tener tu cabello al natural y optamos por métodos menos definitivos.

Si este es tu caso, entonces la técnica del brushing se convertirá en tu mejor aliada para tener un liso perfecto.

¿Qué es el brushing o técnica del brushing?

El brushing es el nombre técnico del peinado hecho con cepillo y secadora. Suena simple, pero tiene su arte para que cada pelo quede en su lugar y te dure hasta el próximo lavado.

No basta con pasar un cepillo mientras usas la secadora, necesitas preparación y conocer las herramientas que usarás.

tecnica-del-brushing-hecho-en-peluquería

Esto es lo que hace la diferencia entre un brushing hecho en la peluquería y uno hecho en casa.

Aprende cómo hacer la técnica del brushing

Busca tus herramientas

Necesitarás una secadora potente y ligera, pues estará encendida mucho tiempo y la sostendrás en tus manos mientras te peinas.

Otra herramienta imprescindible es un buen cepillo redondo. El cepillo es de vital importancia, pues es el que te ayudará a obtener un liso y brillo perfectos.

herramientas-para-la-tecnica-del-brushing

Prefiere cepillos de cerdas naturales. Para cabellos abundantes, busca cepillos grandes. Los cepillos medianos son buenos para todo tipo de cabello y tienen la ventaja de que separan las raíces y otorga flexibilidad a la melena. Puedes buscar cepillos con el cuerpo metálico, que te ayudarán a que el brushing sea más rápido pues mantienen el calor y ayudan a secar el cabello.

Si lo deseas, puedes usar productos alisadores, fijadores o nutritivos.

Todo dependerá de tus necesidades particulares, pero si recomendamos que uses algún serum o crema de peinar que ayude a proteger tu cabello del calor.

La técnica

  • Lava el cabello como acostumbres, envuélvelo en una toalla para absorber el exceso de humedad. Si sigue muy mojado, seca con el secador a una distancia adecuada para eliminar al menos el 60% del agua si tienes ondas suaves y un 50% si tienes rizos. No seques el pelo muy mojado, pues como indican varios estudios científicos el exceso de calor, sumado a un champú fuerte, contribuye a dañar la fibra capilar.
secar-bien-el-pelo-con-una-toalla
  • Desenreda el cabello con un peine de cerdas anchas y separa en secciones con ayuda de pinzas. Este paso es crucial, pues te ahorrará tiempo y te ayudará a mantener la humedad. Separa la parte superior, laterales y luego parte inferior.
  • Comienza a secar desde abajo hacia arriba. Toma secciones pequeñas. Aplica el producto alisador y/o protector térmico ayudándote con un peine. Luego enrolla el mechón en el cepillo y comienza a estirar hacia abajo, manteniendo el secador siempre en paralelo y a unos 5 centímetros del pelo. Seca desde la parte inferior del mechón, no sólo la superficie.
secar-con-secador-de-abajo-hacia-arriba
  • Utiliza la punta en forma de embudo para concentrar mejor el aire caliente. Al terminar de alisar cada mechón, cambia rápidamente a la función de aire frío y dale una pasada para fijar el peinado.
  • Repite el proceso para cada mechón, hasta que termines con tu melena. Recuerda ir de abajo hacia arriba. Puedes usar el cepillo para darle una vuelta hacia arriba o abajo a las puntas. Si quieres que quede extra liso, puedes darle una pasada rápida con una plancha para el cabello. Recuerda siempre sellar con un poco de aire frío.
  • Algunos profesionales utilizan un poco de laca sobre un cepillo y dan una última pasada al cabello. Esto ayuda a que el peinado dure mucho más tiempo sin que luzca acartonado.
uso-de-laca-sobre-el-cepillo-en-el-pelo
  • Si el cabello se seca mientras haces el brushing, puedes humedecerlo un poco con un spray. Nunca pases la secadora en el cabellos seco, pues lo debilita y rompe. No dudes en probar productos para mantener el peinado más tiempo, hidratar y proteger la fibra capilar.

El secreto para un buen brushing es la práctica. Cada cabello se comporta de forma diferente, así que con el ensayo y el error desarrollarás tus propios trucos, técnicas y descubrirás qué productos se ajustan mejor a tu rutina y cabello.

Escribe un comentario

Utilizamos cookies para mejorar la experiencia de navegación de nuestros usuarios Ver más
Aceptar
Privacy Policy